LA PAMELA: EL COMPLEMENTO MÁS CHIC

 In Estilismo, Pamelas, wedding planner

Este post va dedicado a uno de los complementos que más me chiflan de las bodas de día que es “La Pamela”

A todas nos ha gustado llevar este complemento en alguna ocasión y ahora hay muchísimas variantes que hacen, que de un look sencillo, puedas llevar un “lookazo”. Hay más opciones para adornar tu melena (tocados, platillos, turbantes, bandanas, lazos, cadenas, redecillas, diademas, coronas de flores…) que también se podrían lucir en un evento de día, pero ya las comentaremos en las próximas entradas al blog.

Algunas de las preguntas que nos tenemos que hacer para elegir de la forma más adecuada mi pamela son:

1- ¿El evento es de día o de noche? La pamela se usa únicamente en eventos de día. ¡¡¡Salieron para protegerse del sol!!! Otro detalle que jamás debemos olvidar, es que si las llevamos en bodas no nos las podemos quitar hasta después del primer baile de los novios.

2- ¿Con qué voy a combinarla? No es lo mismo llevar un vestido de cóctel estampado que liso, al igual que no es lo mismo llevar brocados a tejidos con mucha caída, siempre son detalles a tener en cuenta para elegir la más acorde al resto del estilismo que vayamos a lucir ese día

3- ¿Qué estatura tengo? Para chicas con menos estatura si quieren llevar pamela es muy recomendable que usen un tacón y eligiendo siempre pamelas de ala más estrecha para estilizar la figura. Las personas de estatura más alta que no quieran verse tan “súper altas” con pamela y tacón, la opción es usar zapatos o sandalia plana ¡hoy en día hay zapatos planos que son una auténtica pasada!, por lo general, a mí me gustan que las personas de más altura lleven pamelas de ala ancha, no sé, es una manía mía, pero es lo que me gusta. Las chicas que tengan una estatura normal tienen la suerte de poder elegir la que más deseen.

4- ¿Qué tipo de zapato voy a llevar? Como luce realmente una pamela es con un tacón bonito, no es necesario unos taconazos que sean tan altos que no podamos ni andar con ellos, además, esta temporada la moda juega a nuestro favor y con el tacón midi ¡¡¡podemos estar salvadas!!!. Si el evento es más informal, en plena naturaleza o en la playa, las invitadas eligen faldas largas o pantalones vaporosos, de gasa, tejidos frescos con mucha caída y aquí, también habría que tener en cuenta la estatura para elegir la pamela (si quieres estilizarte un poquito más la opción es usar unas cuñas bonitas de esparto o algunas sandalias con plataforma cómodas)

5- ¿Cómo es mi cuello y mi forma de la cara? Es un detalle que a veces se nos pasa por alto pero es fundamental para lucir una pamela, la distancia desde el vestido a la pamela debe ser suficiente como para que ambas cosas se luzcan por separado y el total look sea brutal (puedo jugar con el pendiente para darle o restarle importancia al cuello, dependiendo de lo que nos guste el nuestroJ). Para rostros pequeños no recomiendo pamelas muy grandes porque no se luciría el rostro y la pamela debe ser un complemento para realzar el make up y sobretodo, que deje ver a los demás tus expresiones, gestos, sentimientos, sonrisas que ese día te apetezca regalar.

6- ¿Qué tipo de peinado quiero llevar? Hoy en día aquí hay carta blanca para usar este complemento con pelo recogido (moño bajo, coletas, trenzas…), semirecogido o incluso con pelo suelto que también quedan muy estilosas. Para melenas largas mi opción es recogerlas porque le quitaría demasiado protagonismo al resto del estilismo.

7- ¿Qué color y adorno quiero que lleve mi pamela? Aquí el abanico es muy amplio, no hay que seguir un protocolo fijo, hemos visto que esta temporada han arrasado las pamelas con colores oscuros y quedan realmente bonitas; en cuanto a adornos hay de todo desde cintas, lazos de seda, flores, plumas, piezas joya… Dad vuelo a la imaginación y elegid la que más le vaya al resto del look. Como consejo os recomiendo que hay que ser atrevidas y novedosas, teniendo en cuenta siempre que “menos es más”

8- Por último y la más importante… ¿qué actitud tengo hacia el evento? Sí sí, os parecerá una tontería pero es fundamental, si vamos a llevar una pamela a un evento al que vamos de mala gana o no nos apetece ir por miles de motivos, la pamela no es una buena opción, y ¿por qué? porque es un complemento que requiere que se luzca con una confianza, tranquilidad y seguridad absolutas para que realmente puedas brillar ese día.

Hasta aquí mi “historieta” de mi querida amiga la pamela, espero que os haya gustado y os sirvan mis humildes consejos para vuestros próximos eventos. Siempre os escribo desde mi modesto autoaprendizaje en el mundo del estilismo que tanto me apasiona.

No olvidéis nunca esta frase: “la belleza de una invitada está en su actitud, todo lo demás, no importa”

Besotes

Inmita G.

Recent Posts
Contacto

Ahora mismo no estamos. Pero nos puedes dejar un mensaje y te contestaremos lo antes posible. Gracias.

Not readable? Change text. captcha txt

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies